Advertisement
Inicio arrow VENTILACIÓN MECÁNICA arrow MODOS VENTILATORIOS arrow Cómo entender los modos ventilatorios
Cómo entender los modos ventilatorios
Índice del Artículo
Cómo entender los modos ventilatorios
Página 2
Página 3
Página 4
Página 5
           

Los ventiladores por presión positiva intermitente o convencionales presentan multitud de diferentes modos de ventilación que se pueden clasificar según diferentes criterios.  Estos conceptos deben ser tenidos en cuenta cada vez que una casa comercial nos presente un nuevo respirador con una nueva modalidad ventilatoria. Los principales son: 

A)    Grado de participación del paciente en el trabajo respiratorio:

 

a.       Modalidades mandatarias o controladas: Todo el esfuerzo o trabajo respiratorio lo realiza la máquina, el paciente no hace nada. Cada vez más en desuso dentro de los cuidados críticos, reservando su uso para quirófano y sólo en situaciones que requieren relajación neuromuscular (VMI, VPPI, VCP,...). 
b.      Modalidades asistidas o sincronizadas: La mayor parte del esfuerzo respiratorio lo sigue realizando la máquina, pero permite la sincronización con el trabajo respiratorio del paciente, aprovechándolo y evitando la lucha entre respirador y paciente.   Supone la necesidad de incorporar un sensor de sensibilidad o “trigger” inspiratorio que es la pieza clave de todas estas modalidades (VMIS, VAP, VAC,..) ya que va a ser el dispositivo encargado de detectar el esfuerzo respiratorio del paciente e iniciar la fase inspiratoria. Los sensores de sensibilidad inspiratoria tradicionalmente fueron de presión que en mayor o menor medida siempre imponen un trabajo extra al paciente para activarlos, y actualmente están siendo sustituidos por los de flujo o mixtos, flujo y presión, que son mucho más sensibles y precisos a la hora de detectar los esfuerzos inspiratorios del paciente, y de forma muy especial para los niños más pequeños, ya que el enfermo no necesita generar una determinada presión negativa para disparar el “trigger”, sino sólo restar algo de volumen al flujo básico constante que pasa durante la fase espiratoria. 
c.       Modalidades de soporte: el paciente está en ventilación espontánea, realiza el cien por cien de las respiraciones, y es el principal responsable del esfuerzo respiratorio, pero la máquina asiste o ayuda esa respiración espontánea, con o sin sincronización con el esfuerzo respiratorio, aunque siempre es mejor con sincronización para obtener mayores volúmenes con menor asistencia (VSP, CPAP, BiPAP,…). También pueden disponer de una sensibilidad o “trigger” espiratorio para indicar el final de la fase inspiratoria del ciclo asistido, y por tanto la duración de la fase inspiratoria, y que tradicionalmente no se podía controlar y hoy día se puede pautar como porcentaje del flujo inspiratorio máximo.
 
< Anterior   Siguiente >
Contador de Visitas
Total de Visitas722356
IMÁGENES DEL CURSO
Advertisement
Designed by Koamone